siguenos en facebook Sígueme en Likedin Sígueme en Pinterest sígueme en Instagram sígueme en Tumblr sígueme en Myspace
Web Statistics Un ’supercontagiador’ que transmitió el virus a 140 personas, probable causa del fuerte rebrote en Las Palmas de Gran Canaria | Mi blog de noticias
Hora local en Barcelona:

DONACIONES AL BLOG

Un ’supercontagiador’ que transmitió el virus a 140 personas, probable causa del fuerte rebrote en Las Palmas de Gran Canaria

Un ’supercontagiador’ que transmitió el virus a 140 personas, probable causa del fuerte rebrote en Las Palmas de Gran Canaria

La mayor ciudad de Canarias, ’zona cero’ de la segunda ola de la covid con el 58% del total de casos en las islas

Calle Mayor de Triana en Las Palmas de Gran Canaria, una de las vías comerciales más transitadas de la ciudad.

Calle Mayor de Triana en Las Palmas de Gran Canaria, una de las vías comerciales más transitadas de la ciudad.ÁNGEL MEDINA G. / EFE
La principal ciudad de Canarias ha pasado la última semana sumida en una ola de calor e inmersa en una nube de polvo sahariano que ha puesto a toda la provincia en alerta roja por primera vez en su historia. Pero este no ha sido el mayor de los problemas de la novena ciudad de España (379.925 habitantes). Las Palmas de Gran Canaria se ha convertido en la zona cero del rebrote de la pandemia en las islas: sus cinco distritos copan el 58,2% de los 3.375 casos activos en las siete islas. Y eso, a pesar de que sus residentes apenas suponen el 19% de la población total de la comunidad autónoma. Si Gran Canaria acapara el 69% de los casos totales de Canarias, su capital supone el 72% de toda la isla.
El probable origen del rebrote es una sola persona. “Un supercontagiador procedente de alguna zona de España y que se integró en la vida de ocio y en discotecas latinas del barrio de Guanarteme (en la esquina más occidental de la Playa de las Canteras) ha sido el principal causante del brote al transmitir la enfermedad a más de 140 personas”, asegura Lluis Serra Majem, catedrático en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y portavoz del comité científico asesor del Gobierno de Canarias (los medios locales le han asignado el apodo de el Fernando Simón de las islas).
Lluis Serra Majem.
Lluis Serra Majem.EFE
Acostumbrados a cifras bajas de contagiados durante el confinamiento (y favorecidos por el verano), grancanarios en general y capitalinos en particular se lanzaron con ansia al ocio nocturno una vez lo permitió la desescalada. Las noticias de fiestas privadas en yates o en pubs que incumplían la normativa han sido frecuentes en los últimos meses. “El origen de esta ola está en brotes que se dieron en el ambiente del ocio nocturno y posteriormente en reuniones familiares, que hicieron que se transmitiese de forma rápida”, asegura Amós García Rojas, jefe de Sección del Servicio de Epidemiología y Prevención de la Dirección General de Salud Pública de Canarias. “Es evidente que cuando hay una expansión así de casos se debe a que no se han respetado las pautas”.
Los datos del Gobierno de Canarias parecen confirmar la tesis de García Rojas: el 25% de los nuevos contagiados tiene entre 20 y 29 años; otro 17%, entre 30 y 39. Esta sensación de invulnerabilidad se sigue observando con un simple paseo por las playas capitalinas (Las Canteras y las Alcaravaneras, principalmente), frecuentadas por jóvenes sin mascarilla.
“Lo que ha pasado la tormenta perfecta: julio fue un mes extraordinario, apenas sin casos detectados. Ello pudo hacernos pensar que hasta entrado septiembre u octubre no habría rebrote”, completa Serra Majem. “El problema es que al haber bajado la media de edad debido a la influencia del ocio nocturno, la mayoría de casos son asintomáticos. Y así el confinamiento es muy complicado: nadie se quiere quedar en casa si no se siente enfermo”.
Playa de Las Canteras, en Las Palmas de Gran Canaria, en el primer día de aplicación de las nuevas medidas de contención de los brotes de coronavirus que incluyen el uso de la mascarilla también en la playa.
Playa de Las Canteras, en Las Palmas de Gran Canaria, en el primer día de aplicación de las nuevas medidas de contención de los brotes de coronavirus que incluyen el uso de la mascarilla también en la playa.ÁNGEL MEDINA G. / EFE
La consecuencia de esta ligereza y este escaso cumplimiento de las cuarentenas se observa claramente en los datos: En apenas dos semanas, la ciudad ha multiplicado por 7,2 el número de casos activos (de 246 el 14 agosto a los 1.965 del día 28). La incidencia acumulada en los últimos 14 días asciende a 411,13 por 100.000 habitantes, con 1.484 casos registrados en este periodo, una tasa que más que triplica la del conjunto del archipiélago. Por comparar, el distrito Centro de Madrid presenta una incidencia acumulada de 358,92.
La gravedad de la situación ha obligado al Gobierno de Ángel Víctor Torres a volver a endurecer las restricciones con medidas casi exclusivas para la isla. El Ejecutivo prohibirá los actos públicos de más de 10 personas en las Islas que superen los 100 casos de Covid-19 por cada 100.000 habitantes durante las dos próximas semanas (Gran Canaria es la única que supera esta ratio). Además, los negocios de restauración tendrán que cerrar durante las dos próximas semanas una hora antes, a las 00.00, se obliga al uso de mascarillas en todo ámbito laboral y se recomienda que se limiten los encuentros sociales en el ámbito de “la convivencia estable, reduciendo al máximo los que estén fuera del familiar”.
Estas cifras comienzan a pasar factura en los centros hospitalarios. El 1 de agosto había un ingresado por covid -19. Ahora hay 185. Y subiendo. Esta semana, la directora del centro de salud de Guanarteme hizo un llamamiento público en prensa para pedir a los vecinos que eviten acudir a consulta con su médico de familia si no es estrictamente necesario. La Plataforma de Servicios de Urgencias Extrahospitalarias de Canarias remitió por su parte una carta a la Consejería de Sanidad en la que exponía su visión de la situación actual: esperas de hasta 15 días en las consultas presenciales de los médicos de familia o inexistencia de circuitos específicos para sospechosos de coronavirus en los servicios de urgencias, por ejemplo.
“Estamos desbordados”, completa una doctora de un centro de salud en el centro de la ciudad, quien prefiere no revelar su identidad. Esta trabajadora tiene dos quejas: por un lado, el “descontrol y falta de atención” que, a su juicio, está mostrando la Consejería de Sanidad. “Hay muchas tareas duplicadas, y no han hecho el menor esfuerzo por apoyarnos en un momento en que está claro que estamos en pleno rebrote”. Por el otro, la actitud de buena parte de la ciudadanía. “Parece que han olvidado lo que puede traer otro encierro y hacen vida normal como si en la ciudad no pasase nada”, se queja.
El presidente de Canarias esta de acuerdo con esta última sentencia de la doctora. “Está en riesgo nuestra salud y nuestro futuro”, aseguró en una rueda de prensa este jueves, en la que criticó la actitud de la población. “Son actos que se pagan con cientos de positivos y con gente joven que está entrando en los hospitales; se están poniendo en riesgo vidas y a las personas vulnerables”.
Información sobre el coronavirus
Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

ARCHIVADO EN:

Share on Google Plus

About Vanessa Lara Silva

    Blogger Comment
    Facebook Comment

Amazon

pinterest

Globedia