siguenos en facebook Sígueme en Likedin Sígueme en Pinterest sígueme en Instagram sígueme en Tumblr sígueme en Myspace
Web Statistics | Mi blog de noticias
Hora local en Barcelona:

DONACIONES AL BLOG

Albert Rivera afirma que retira el apoyo al Gobierno en la aplicación del 155

El líder de Ciudadanos lleva meses sin hablar del tema con el presidente Rajoy





Ciudadanos ha decidido romper con el Gobierno y ha afirmado este miércoles que retira su apoyo a la aplicación del artículo 155 de la Constitución al entender que el Ejecutivo no está defendiendo la legalidad, en toda su extensión, en Cataluña. El presidente de ese partido, Albert Rivera, lo ha anunciado en el Congreso, ante los medios de comunicación, sin avisar previamente al Ejecutivo. Una acumulación de factores le ha llevado a tomar esta decisión, que se produce en un contexto de incomunicación entre Rivera y Mariano Rajoy, que no hablan sobre Cataluña desde hace cuatro meses. Aún así, el apoyo a los Presupuestos se mantendrá.



El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, durante la sesión de control al Gobierno. ULY MARTÏN / VÍDEO: EUROPA PRESS
No ha sido un anuncio improvisado. La dirección de Ciudadanos había decidido dar por terminado el apoyo al Gobierno sobre la aplicación del artículo 155 de la Constitución ante "el cúmulo de hechos contrarios a la defensa de la legalidad constitucional en Cataluña", señalan fuentes de la dirección del partido de Albert Rivera. Y este miércoles había sido el día previsto para anunciarlo. No ha habido aviso previo al Gobierno, sino que la incomodidad de Ciudadanos sobre las omisiones del Ejecutivo central en Cataluña, más que las acciones, se exponían en público. Esta ruptura es la consecuencia de la total incomunicación del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y Albert Rivera que no hablan sobre la situación en Cataluña desde hace algo más de cuatro meses.


El significado de romper relaciones sobre el 155 ha sido escenificado este miércoles por Rivera en el pasillo del Congreso con una frase rotunda: "Hasta aquí hemos llegado". En fuentes de la dirección de Ciudadanos se precisa que ha sido "una acumulación de factores por la forma en la que se ha aplicado la intervención en Cataluña". Esos factores son fundamentales de "control" sobre áreas muy sensibles de la Administración catalana. Se reprocha al Gobierno central que se hayan utilizado recursos públicos para financiar estructuras o políticas tendentes a construir la república catalana pero también no haber incidido en la Educación. Ciudadanos habría querido que se hubiera impuesto ya para este curso escolar la obligación de dar la cobertura legal del castellano en los centros escolares, al estimar que no se cumple la ley. También han considerado desde el partido de Rivera que no se ha dado el suficiente apoyo a los guardias civiles que denunciaron acoso a sus hijos en un instituto catalán.
Nada de esto se ha hablado entre Rajoy y Rivera. Ninguno de los dos ha tenido interés en reunirse y dirimir las diferencias cara a cara. Ni a dos ni a tres, ya que el encuentro entre el PP, el PSOE y Ciudadanos tampoco se ha producido. El acuerdo esencial para Rajoy era conseguir el apoyo para aplicar el artículo 155 de la Constitución y este ha funcionado, aunque este jueves Rivera lo diera por terminado. A partir de ahora Ciudadanos no dará cobertura al Gobierno en su aplicación del artículo 155, señalan las fuentes del partido de Rivera.

"Deslealtad"

Desde hace varias semanas el líder de Ciudadanos interpela invariablemente al presidente del Gobierno sobre Cataluña. Siempre a modo de reproche por "no hacer cumplir la Constitución" en Cataluña. Este jueves, en el pleno del Congreso, Rivera ha reprochado a Rajoy que no recurriese ante el Tribunal Constitucional el voto delegado en el Parlament de Carles Puigdemont y Toni Comín. Para Rivera esa omisión es "una dejación de funciones". Y el jefe del Ejecutivo le ha llamado "aprovechategui".
Desde el Gobierno y el PP se interpreta que el encumbramiento de Ciudadanos en las encuestas les hace adoptar esta actitud que los populares traducen en "deslealtad". En Ciudadanos, sin embargo, se considera que es coherencia y no electoralismo, además de cumplir con su obligación de exigir que se "vigile" el dinero para que los independentistas no hagan un mal uso del mismo.
"[El Ejecutivo] tiene que explicar qué significa romper. Si eso quiere decir que ya no apoya el 155, es una pataleta de niño pequeño", ha señalado Fernando Martínez-Maillo, coordinador general del PP.
Aparte de certificar el desencuentro entre Rivera y Rajoy, esta ruptura no es previsible que tenga efectos prácticos. El Gobierno seguirá con la aplicación del artículo 155 hasta que el Parlamento catalán vote a un presidente de la Generalitat, lo que puede ocurrir en 10 días, según confían en el Ejecutivo.
Además, el acuerdo sobre los Presupuestos de este año sigue adelante, según reconocen en Ciudadanos, que actúa tema por tema. "Le he dicho a Rajoy que no vamos a seguir apoyando al Gobierno en esto", ha argumentado el líder de Ciudadanos, tras apuntar que rompe con el PP. "Hasta ahora, [el Ejecutivo] nos llamaba y contaba con nosotros. Pero, desde que han salido las encuestas, ha dejado de hacerlo", ha apostillado.

El PSOE critica a Ciudadanos

El PSOE, socio del Ejecutivo en la aplicación del 155 —el Gobierno y los socialistas negociaron todos los extremos de la intervención, a diferencia de Ciudadanos, que solo dio apoyo externo— ha criticado con dureza la irresponsabilidad de Albert Rivera por no tener sentido de Estado ante el desafío secesionista. "El PSOE es muy crítico con el Gobierno en muchos temas, pero como somos un partido de Gobierno y de Estado en temas como la lucha antiterrorista o la cuestión territorial hemos apoyado al Gobierno, no por ser Gobierno sino por ser políticas de Estado", ha argumentado la portavoz parlamentaria socialista, Margarita Robles.
Los socialistas mantienen por tanto el apoyo al Ejecutivo en el 155, y fuentes de la dirección critican que Rivera diga que retira su apoyo a la aplicación de la Constitución, toda vez que el 155 es un artículo de la Carta Magna. "Anunciar la ruptura del pacto en la aplicación del 155 dice muy poco de Rivera. Nosotros no lo vamos a hacer, este acuerdo defiende la legalidad. Con el Estado de Derecho no se juega", ha considerado la vicesecretaria general, Adriana Lastra.
En el patio del Congreso Martínez-Maillo y José Luis Ábalos, secretario de organización del PSOE, han escenificado la unidad del Gobierno y los socialistas en el tema catalán, con una breve charla en la que han comentado el desplante de Ciudadanos. "No te vayas que tenemos que hablar", le ha dicho Maillo a Ábalos en el patio de la Cámara Baja, con la intención de ser vistos. Los contactos entre ambos partidos son en todo caso habituales, más ante el desafío secesionista catalán. Mariano Rajoy y Pedro Sánchez mantienen una interlocución regular.

Share on Google Plus

About Vanessa Lara Silva

    Blogger Comment
    Facebook Comment

Amazon

Amazon

Globedia